Hopeless

from-children-steven-gelberg.jpg

En días pasados fui testigo en una guagua de transporte público, entre una muchacha de unos 25 años, la cual llevaba una bebé de unos 7 meses y una señora, que muy bien podía ser su mamá, de unos 48 años.

La señora contaba de su nieta de 8 años, la cual vivía en el campo y la trajeron hace ya dos años a la capital. Decía que la nieta era muy inteligente y despierta, pero que la mamá no tenía dinero para ponerla en un buen colegio y la escuela pública le quedaba muy lejos. La niña desde el año pasado no quiere ir al colegio. No quiere hacer tareas, ni bañarse ni peinarse. Solo quiere estar todo el día viendo televisión.

La joven decía de la hija de su pareja, de 11 años, que ella solo habla de tener novios, que le gusta maquillarse y ver novelas, y que no hace oficios en la casa. Que no puede cuidar a su hermanita porque se se queda embelesada de la televisión. Que no la mandan a la escuela y solo va cuando quiere. Que al igual que la otra niña no cuida su cuidado personal.

Ambas coincidían en que estaban “cansadas”, que por esas niñas ya no había nada que hacer y que pensaban que pronto saldrían con una “barriga”. Yo la verdad, escuchaba estuperfacta. Por Dios, estaban hablando de niñas de 7 y 11 años!!

Es por razones como estas que pensamos que la juventud está más descarriada que nunca? Que no nos sorprende la forma de actuar, vestirse, pensar de l@s adolescentes de hoy día? Yo creo que a los niños y a los jóvenes hay que retarlos a que desarrollen su potencial al máximo. Muchas veces no hay que utilizar grandes recursos, es exigirles, hacerles saber que pueden, que tienen responsabilidades, y que las buenas acciones traen buenas consecuencias. Que los padres somos nosotros, y no podemos rendirnos, no podemos ceder ante las dificultades.

Es justo entonces achacarle a la sociedad el deterioro de la juventud o tenemos que ciertamente deternos a pensar si estamos haciendo nuestro mejor esfuerzo?

 

 

Anuncios

15 comentarios el “Hopeless

  1. Es que es sumamente fácil achacarle el problema al otro. Yo de pequeña casi no veía TV, pero, ¿por qué? Puesto que me mostraron que había otras alternativas de aprendizaje y diversión.

    Es cierto, los tiempos cambian, y quizás lo que para la generación anterior implicaba diversión, para esta no lo sea. Pero, a fin de cuentas, seguimos tratando con personas (en este caso niños y pre adolescenteS) en pleno proceso de formación.

    Esa actitud no es más que el resultado de la confusión existente hoy día entre “libertad” y “libertinaje”. No quisieron poner mano dura (que no implica golpes, sino rectitud), que aguanten ahora!!

  2. Lo más doloroso es la resignación de ambas.
    Es más fácil rendirse que seguir luchando, es más fácil ceder o callarse que repetir las cosas mil veces hasta que las entiendan.

  3. Yo desde fuera veo, que hay menos madres en las casas porque así lo demanda la sociedad, que ambos padres (o en caso que sea una madre sola) tenga que ganarse el sustento.
    A los carajitos les idiotiza la televisión, y para las nanas que los cuidan es más fácil ponerlos a ver tv mientras ellas hacen el aseo.
    Estamos en medio de una generación que ha sido “educada” por la telvisió, por los power rangers y por todas esas historietas de muñequitos o también por los NINTENDOS (o toda la otra gama de juegos más avanzados)

    Lamentablemente, quien no se ponga los pantalones para que niñas como esas de 7 y 11 salgan adelante o tengan algo de espíritu de superación no puede esperar más que una “barriga”… y así sigue y sigue…

    Suena desesperanzador, pero está en nuestras manos? Se puede hacer algo para crear conciencia? Para no rendirse? No sé manita…

  4. por pensamientos como esos es que nuestra juventud esta como esta, muchos padres piensan hoy en dia que con darle cosas materiales, ya estan satisfechos los problemas con los hijos. En estos tiempo ya no hay almuerzos y cenas en familia, salidas al parque. Todo es manda los ninos con la niñera a esto o aquello. Es triste pero la falta de atencion por parte de los padres para con los hijos es lo que ha causado el declive en nuestra juventud. Nadie se detiene a ayudar a orientar a estos jovenes. Eso es lo que le hace falte un poco de orientacion

  5. Chinita, todos los que han logrado alcanzar algún escaño superior en sus vidas, de manera brillante o modesta, se lo agradecen al empuje de sus madres y/o padres. Esa que te apaga la tv para leer, esa que no te deja poner un pie en la galería siquiera si no ahs hecho la tarea, esa que no te pierde pie ni pisa’ con la limpieza, con la aplicación, con los modales. Nuestro país está aquejado, entre tantos otros males, por la ley del menor esfuerzo, la apatía social, el desgano. Tienes razón 7 y 11 años es comenzando a vivir.

  6. Mira, yo vivo en villa juana y dá pena ver como niñas de 14 años tienen hijos, ver cómo las ‘menores’ visten y actúan. Me da pike, pero no con la sociedad, sino con la familia de esas niñas, pues cuando por falta de orientación caen en algo malo, o salen embarazadas (que no es mejor, tampoco) le echan la culpa a todo el mundo menos a su falta de responsabilidad como padres. Saludos!!

  7. la situación está grave!, osea que se espera de esas niñas si nadie hace nada para que cambien?, se lo están dejando todo a la buena de Dios, osea y mas nada!, cual es la educación y responsabilidad que están cumpliendo estas mujeres con el futuro de esas niñas?

  8. Chinita, cómo estás?
    Es necesario para los padres poner limites a los niños y adolescentes, deben, tal y como dicen, retarles para desarrollar su potencial. Por lastima, todas esas cosas se olvidan en el “no sé que hacer”.
    Nada.
    Besos.

  9. Una situación verdaderamente penosa Ginnette, si esas niñas han llegado ahí es por falta de sus padres, lamentablemente hoy en dia se toma a los niños que son unos libros en blanco, no se les escribe absolutamente nada y se espera “lo mejor” de ellos, sin darnos cuentas que al final representaran nuestro propio fracaso.

  10. bueno… yo he tenido problemas con amistades porque dejan a sus hijitas de menos de 10 años actuar como mujercitas… y la excusa que me dan es que “tu no sabes como es, deja que tengas hijos” ya yo estoy que no le digo absolutamente nada… nama le digo “tu sabe que yo no cojo corte de muchacho… conmigo que no relaje que por encima de ti yo la sueno!” y me dejan en paz!

  11. Tremendo.
    A veces algunos padres, solo se dedican a hablar asi de sus hijos y ni siquiera hacen el esfuerzo por ayudarlos a cambiar y continuar criandolos.
    No es que una madre y un padre nunca se deben rendir con los hijos( y mas cuando estan pequeños)?.

  12. Buen punto…me pregunto en qué mo0mento pasó que se nos acabaran los recuersos para poder rebatirles a los niños de 7 y 11 años su desidia por asistir al colegio. Cuando las cosas se salen de orden en mi casa me mandan los muchachos a mí…y no sé por qué nunca tengo problemas para resolver los conflictos. En mi casa a mi correa yo le llamo “La Psicóloga” pero en realidad nunca he tenido que usarla, nunca se me acaban los recursos para conevencerlos por la buena, eso sí, a veces frunciendo el seño o haciendo inflexiones de la voz, pero nunca desmoralizandolos, pues me gusta permitirles que desarrollen su asertividad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s